5 de mayo de 2007

La cantera Polar

En las inmediaciones del municipio burgalés de Villaverde Peñahorada comenzó a funcionar, en el año 1968 una explotación minera a cielo abierto a la que se denominó “Cantera Polar

Durante casi 40 años, una decena trabajadores arrancaron de estos montes millones de metros cúbicos de piedra que se utilizaron para la construcción de una buena parte de los edificios de la provincia.

El problema en este caso no fue la falta de rentabilidad. En pleno boom inmobiliario la demanda de áridos está más que garantizada.

La cantera se abrió conforme a la antigua Ley de Minas que considera que las explotaciones de este tipo son de interés general, sin tener en cuenta las características de cada zona en la que se ubican.

Como finales de los 60 no se requerían los permisos actuales de impacto ambiental o de actividad, la empresa carecía de ellos, así que desde 1990 la Junta de Castilla y León comienza a reclamar a Cantera Polar S.L. que legalice su situación.

La licencia con la que opera la cantera es del tipo A (Explotación de determinada cabida, determinada superficie y referida a la extracción de áridos) por lo que, el 5 de noviembre de 2002, los propietarios de la sociedad tratan de obtener (y obtienen) de la Junta un cambio de la licencia de la explotación al tipo C (con mayor superficie, inversión y determinados puestos de trabajo), solicitando la expropiación de 41,25 hectáreas de monte y terreno rústico.

Este hecho indigna aún más a los vecinos del pueblo, cansados ya de las continúas explosiones que comienzan a abrir grietas en sus casas y comienzan a movilizarse para pedir su cierre.

Amparándose en que la cantera no tiene licencia de apertura de actividad, la Delegación Territorial de la Junta en Burgos sanciona a la empresa con 6000 euros, aunque no se paraliza la actividad.

El asunto llega a las Cortes de Castilla y León y en la Comisión de Medio Ambiente celebrada el día 29 de noviembre de 2002 se pide en Proposición No de Ley la suspensión cautelar de la actividad hasta que la explotación disponga de la licencia y un estudio de los impactos que en el medio ambiente de la zona y en la carretera regional colindante provoca la instalación.

Como quiera que los procedimientos administrativos son farragosos, la cantera continúa funcionando con normalidad hasta que el 30 de marzo de 2004 el Servicio Territorial de Medio Ambiente materializa la suspensión de todas sus actividades.

La situación actual del complejo es de abandono total. El día que se clausuró, aparcaron los camiones, pararon las máquinas y allí quedó esperando la resolución de un recurso presentado por la empresa... que nunca se estimó.

El edificio principal se está viniendo abajo por momentos. la cinta transportadora inferior se ha hundido y parece que hayan plantado césped.

La superior está en mejor estado y casi da la sensación de que, si arrancamos el motor, volvería a funcionar sin problemas.

Por los alrededores nos encontramos con materiales procedentes de la antigua báscula, un modelo de la empresa española Antonio Arisó.

A pocos metros de ella también "olvidaron" este viejo compresor de aire Ingresoll-Rand.

La nueva báscula está junto a la entrada principal y la carretera y se conserva en perfecto estado.

Un par de perros y una luz encendida en la fachada indican que aún queda alguien en la cantera, posiblemente un vigilante. Lo que ya no está tan claro es su cometido, puesto que poco queda por vigilar.

Sin duda las "estrellas" de la visita son estos dos enormes camiones dúmper fabricados en los años 70 por la compañia estadounidense Euclid Company of Ohio. A pesar de que los cristales han sido destrozados a pedradas y que el óxido se empieza a comer la pintura su visión es espectacular.

14 comentarios:

Antonio dijo...

Yo les diría a esos promotores tan interesados en agujerear las costas de todo el país que se dieran una vuelta por estos sitios y aprovechasen el desmonte para sus urbanizaciones. De un tiro, dos pájaros.

Stewie dijo...

Pues no sé yo que decirte!!! Porque como se pongan a hacer esos bloques espantosos tipo años 60 o las interminables filas de adosados...
Casi que lo dejen así :-p
Por cierto, Antonio, está casi el reportaje del SM, que seguro que te gusta.

abandonalia dijo...

Fantástico sitio... Se nota que no hace mucho estaba en plena explotación...

Genial la labor de documentación, como siempre...

Vamos a tener que volver por Burgos cualquier día de estos...

Salu2!

Stewie dijo...

El del Ayuntamiento al que entrevisté no se explicaba mi interés por el lugar. Creo que sospechaba que era un topo de la empresa o algo de eso... Si lo leé no se podrá quejar.
Cuando quieras vamos por allí... y sé de alguno que se metería en los depósitos de dinamita con la linterna...

Foofighter dijo...

Fenomenal reportaje, Stewie. Esos enormes camiones son fascinantes. Como dice Abandonalia, habrá que volver por Burgos.

Saludos

Stewie dijo...

Igual hasta funcionan!!!
Gracias por la ayuda para las identificaciones, Foofy
Nos vemos allí cuando quieras

HCPUNXKID dijo...

¡Cuantas veces habré pasado al lado de la cantera yendo con mis padres a Laredo!. La verdad, no sé que futuro tendrá, pero si al final el tramo Sotopalacios-Santelices del S-M se convierte en vía verde se podría convertir la cantera en un parque-jardín (como en Cojóbar), centro de interpretación o algo así.
Enhorabuena x la página, me parece muy interesante.

Stewie dijo...

Lo malo es que la vía (sorprendente) no pasa por la cantera. Hay una terminal de carga en los alrededores, pero no parece pertencer a la misma explotación.
Aunque ese magnífico espacio seguro que sí que se podría habilitar para algo.
Gracias por el comentario :-)

Diego dijo...

Viendo el tipo de reportajes que haces y por la zona en la que te mueves me extraña mucho no tengas uno de la Fabrica Abandonada que se encuentra en Adrada de Haza, Burgos.

Stewie dijo...

Pues no la conozco, no.
Pero si me das más datos (por email) organizamos una visita.
Gracias por el aviso.

Anónimo dijo...

Hay una sentencia a favor de la reapertura de la Cantera.

Un saludo

Carbunco

Stewie y Pepita dijo...

Lo he leído, sí
Sería curioso.
Si alguien quiere visitarlo... ¡que se de prisa!
Un saludo y gracias por el aviso.

Uladh dijo...

Hace una semana pasé por allí y está tal y como has descrito. solo faltan los camiones. Da un subidón de adrenalina el acercarte a algo que quedó tal cual estaba el día antes de cerrarse casi 6 años atras. saludos desde Cadiz.

Stewie dijo...

Lástima lo de los camiones, pues eran espectaculares.
Saludos.